como-hacer-peinados-recogidos.jpg

¿Te han invitado a una fiesta y sólo tienes unos pocos minutos para ocuparte de tu cabello? ¿Deseas aprender a hacer un peinado recogido sencillo y bonito?
Hay recogidos que puedes hacer en tan sólo 5 minutos y que te harán lucir espectacular. Sólo tienes que seguir este sencillo paso a paso para lograr asombrosos peinados recogidos.

¿Cómo lo hago?

Si acabas de lavar tu cabello recuerda secarlo previamente, puedes utilizar un secador de cabello para acelerar el proceso.
Bien, ahora comencemos con el recogido, para un peinado recogido fácil el paso siguiente será separar pequeños mechones de cabello y rizarlos hasta que todo tu cabello luzca ondulado.
Por último, bastará que con colocar algunos clips u ondulines para sujetar el cabello. Los rizos recién hechos contribuirán a darle el aspecto deseado, más formal. Puedes terminar con algún detalle, como una flor o un broche elegante, según tus gustos y preferencias y según el evento.

Ahora detallo algunos trucos para que tu peinado recogido quede aún mejor, para comenzar, tienes que fijar los rizos y para eso hay una alternativa para proteger tu cabello al mismo tiempo, esa alternativa es el gel de aloe vera. Para que tu cabello luzca aún más brillante, no dejes de probar enjuagues naturales.

Otros peinados recogidos

Para tener un moño recogido clásico y elegante, primero peina bien el cabello para que quede liso y sin enredos. Puedes ayudarte con un peine y un poco de agua. Recoge tu cabello con una gomita, en otras palabras, hazte una coleta alta.
La puedes hacer a la altura que te guste el moño, pero en realidad alto queda más prolijo, pero ya sea bien alto o debajo de la coronilla quedará bien.

Empieza a enrollar el cabello alrededor de la goma que ya mencionamos anteriormente, asegurate de fijar el cabello con orquillas de moño del mismo color que tu cabello para que no se note que las tienes puestas. Por último tienes que colocar gel fijador alrededor del moño para que quede bien fijo y en todo el cabello para que quede bien estirado y sujeto al mismo tiempo.